25 Sep 2022

Acompañamiento terapéutico del infortunio

El infortunio puede ser visto como una pérdida pero también como un encuentro con una novedad. 

Lo azaroso

El azar existe en sus dos versiones: la que nos gusta y la que tememos. ¿Cómo estar con un paciente en ésta imprevisible eventualidad? ¿Cómo asume (y asumimos juntos) lo contingente y funesto en su vida?: una muerte inesperada, un accidente desafortunado, una mala noticia, eso que llamamos “mala suerte” o “¡vaya racha!”, o el encuentro con lo que estaba destinado a permanecer oculto y sale a la luz, así de pronto.

En Bach tenemos algunas esencias para que el encontronazo devenga en un encuentro: Star of Bethlehem, Sweet Chestnut, Rescue Remedy, Gentian, Holly, Impatiens, Gorse, Willow y las esencias del miedo y la inseguridad, por mencionar las que me vienen ahora. Todas hablan de un modo de sufrir lo esperado, pero también lo inesperado. Las tendremos en cuenta. Puedes buscar información sobre todas ellas en este link.

Encuentro con el Ahora de la situación. Espacio y tiempo

¿Y en el acto de la consulta, aquí frente a frente, cómo operamos con este súbito sufrimiento?
En el acompañamiento de lo azaroso desafortunado, y puede que te parezca obvio, hay un estado del paciente que recoger haciéndole el espacio necesario a su mezcla de impotencia, dolor, ira y miedo; y dedicando el tiempo que precise para ello: una sesión, dos, seis… 5 minutos o 40, cada persona tiene su propio tempo, saber leerlo es nuestro trabajo.

Foto: Nona Limmen

Foto: Nona Limmen

Para ello quedamos atentos a su reacción: a su cuerpo y gestualidad, a lo que siente, nos pide, no entiende ni comprende, a sus necesidades, cómo le afecta esto. Promovemos un encuentro auténtico con el Ahora de su situación, con esto nuevo que le trae la existencia sea cual sea su color e intensidad, porque sólo desde allí surgirán los recursos necesarios para integrarla, …para algo esto está allí, y nosotros con él o ella.

Resolver creativamente. Suscitar los recursos del paciente

Ambos, paciente y terapeuta, topan con algo nuevo para ambos: el infortunio. Con cuáles recursos contamos? Con las esencias florales y nuestros recursos más humildes que son:

  • Respirar.
  • Ser visible para el paciente, no evadir el contacto retirándonos, desensibilizándonos o anesteciándonos ante el extremo dolor.
  • Recurrir a nuestra capacidad de esperar lo siguiente.
  • Hacer silencio para escuchar hasta la última sílaba de lo que necesite compartir.
  • Sostener una presencia que consuela conteniendo, que mantiene la calma interna para evitar un sufrimiento mayor, el de su soledad aterrorizada.
  • Cultivar un genuino interés: ¿Cómo estás ahora? Déjate sentir esto que estás diciendo. ¿Y qué se abre a continuación? ¿Qué necesitas?: “…respirar, parar y dejarme sentir, quedarme quieta, dar un pasito hacia tal o cual dirección, llamar a una amiga… O gritar, abrazarme, retirarme, caminar… O no sé… tiempo para saber, un helado de chocolate o la sopa de mamá…El encuentro con lo ominoso, lo inesperado, lo contingente, es una buena oportunidad para los soportes humildes, sencillos. Son los que aquietan y construyen la confianza en que me estoy sosteniendo en este terremoto enterándome de cómo estoy y qué necesito.
  • Otro recurso nuestro que promueve que emerjan los del paciente, es la autorevelación del Terapeuta: me siento triste cuando dices esto, siento tu desesperación, aprecio el esfuerzo que haces para estar calmado ante tu pequeño hijo. ¿Cómo estás mientras te digo esto? ¿Qué estás sintiendo?

Así, permitiendo ambos el pleno contacto con lo que hay, poco a poco, aparecen la conciencia y la confianza que abren a lo necesario para acompañar el cambio que pide la dolorosa novedad. El infortunio pasa a ser visto no tanto como una pérdida, que lo es, sino como un nuevo encuentro que es posible sostener en esta nuestra experiencia compartida del no estás solo.

El coraje de «ir hacia»

Es imprescindible, me atrevo a decir, que el terapeuta tenga plena conciencia del nuevo encuentro que está acompañando, una oportunidad para el desarrollo de recursos del paciente y del terapeuta. Es el terapeuta quien introduce en el campo de la relación terapéutica esta perspectiva de una nueva oportunidad para crecer. No diciendo Tienes una nueva oportunidad, esto no es clínicamente operativo si bien es de libro de autoayuda.  Se trata de sentir en su cuerpo él terapeuta que ésta es una gran oportunidad para ambos, mientras impregna la atmósfera terapéutica del coraje de ir hacia esto juntos para crear un fondo que sostiene para que te sostengas.

A esto llama la TFI: pasar consulta instalados en los 7 estados de la curación propuestos por Bach.

La dificultad del TFI en el acompañamiento terapéutico del infortunio

El obstáculo es el de perder presencia que es lo que nos permite el auto apoyo mientras trabajamos, y el apoyo al paciente en relación.

  • Yéndote a tus miedos a no poder con esto y a las racionalizaciones que resultan de ello. Tu susto puede que sea inevitable, pero es su miedo y su dolor el que toca recoger. Apartar el propio es un movimiento consciente necesario para atender al que sufre.
  • Creyendo que lo que ofreces: tu presencia silenciosa, es algo demasiado pequeño, insignificante.
  • Perdiéndote en el no saber qué hacer. No sabes, él tampoco sabe, no es tiempo de saber; el saber viene con el tiempo (por algo la Sabiduría es el sexto estado y paso de la curación). Este es un tiempo de acompañarte a ti mismo por tu no saber respirando, para así acompañar el no saber del paciente.
  • Deseando “hacer», cuando más bien se trata de “sentir” qué es lo necesario. Lo necesario es estar, sentir junto a, facilitar que suceda, hacer espacio y tiempo para estar en el silencio que ambos necesitamos para ir entrando en el presente.

En este punto te puede interesar esta lectura: 12 valores y habilidades en la consulta TFI 

Susana Veilati. Terapeuta Floral Integrativa

Saber más sobre Susana Veilati 

Foto de portada: El Guernica (1937). Pablo Picasso

Si te interesa nuestro enfoque
Si te interesa nuestro enfoque consulta nuestras formaciones online en directo y a tu ritmo

Flores de Bach online directo España

25 marzo 2023

Terapia Floral Integrativa online directo

26 de mayo 2023

Flores de Bach directo Chile

Flores de Bach «a tu ritmo» tutorizada

Sistema Floral de California «a tu ritmo» tutorizada. 

Sistema floral de Orquídeas del Amazonas. Online tutorizado

Suscríbete a nuestras newsletters para recibir información actualizada

Recibirás quincenalmente artículos de interés como éste, nuestras novedades de cursos, webinars y formaciones. Cancela tu suscripción en cualquier momento.

    Nombre* (requerido)

    Apellido* (requerido)

    Email* (requerido)

    Teléfono* (requerido)

    Pais* (requerido)

    Localidad* (requerido)

    Mensaje

    Conoce nuestra política de privacidad

    Abrir chat
    1
    Un cordial saludo desde la ESCUELA DE TERAPIA FLORAL INTEGRATIVA. Bienvenid@ y gracias por contactar con nosotros. Pulsa “Abrir el chat” y déjanos tu mensaje, te responderemos en horario de secretaria europeo de lunes a viernes.

    Te informamos que usaremos los datos generados en esta conversación para atenderte y prestarte nuestro mejor servicio. Al continuar esta conversación nos prestas tu consentimiento, te lo agradecemos. Siempre puedes ejercitar tus derechos o hacer tu consulta escribiéndonos a info@escuelaterapiafloral.com , o por web en los formularios de contacto que hay en cada anuncio o artículo del Blog.